Catalunya, región con historia y turismo
01 Abr 2019

Catalunya, región con historia y turismo

Descubriendo algunos tesoros turísticos – Un paseo por la historia

Panorámica del Monasterio de Poblet

La historia de Catalunya es milenaria, ya que se remonta hasta los primitivos pobladores del paleolítico. La presencia griega con aportación de viñedos, olivos y la moneda, abrió el país a la colonización romana que sentó sus bases culturales.

De todas formas, los historiadores sitúan las raíces identitarias de Catalunya en el siglo IX, un territorio que a lo largo de los siglos ha recogido la herencia cultural de griegos, íberos, musulmanes, romanos y cristianos.

Unidos dinásticamente con el vecino Reino de Aragón, en el siglo XIII los catalanes se convirtieron en una de las grandes potencias militares del Mediterráneo occidental.

La cultura y la política catalanas no empezarían a destacar de una forma clara hasta bien entrado el siglo XIX cuando, coincidiendo con el estallido de la revolución industrial, Catalunya se convirtió en el motor más importante de la economía de España. Aquel dinamismo comercial -basado especialmente en la industria textil y la exportación de licores- coincidió con el nacimiento del catalanismo, que tendría su derivada cultural en el movimiento de la Renaixença, una corriente intelectual que trabajó por la recuperación de los símbolos identitarios catalanes y, sobre todo, dignificó el uso de la lengua.

Al final de siglo, una nueva generación de artistas irreverentes con ganas de revolucionar a la sociedad -como Santiago Rusiñol y Ramon Casas-, impulsaron el Modernismo. Barcelona, como capital de Catalunya, se convirtió en un centro cultural reconocido por toda Europa y Antoni Gaudí se erigió como el arquitecto de moda entre la burguesía catalana. Algunos de sus edificios –La Pedrera, la Casa Batlló, el Parque Güell y la Sagrada Familia- son, hoy, iconos internacionales de aquella revolución artística.

Catalunya, como región, es el primer destino turístico en España tanto en número de visitantes como en ingresos globales. Sus especiales características, geográficas y socio-culturales, hacen que sea un interesante laboratorio para el estudio de la evolución del turismo en el sur de Europa. Destacan, especialmente, la Costa Brava y la Costa Dorada como destinos clásicos para el turismo de sol y playa. Por otra parte, la montaña y, especialmente, su región pirenaica ha fomentado también el desarrollo de un turismo hibernal, que ha tenido su máxima expresión en eshtaciones de esquí como Baqueira-Beret, La Molina o Masella y que han permitido que se implantaran también el turismo rural y el turismo de aventura.

En cuanto a turismo cultural, que siempre ha contado con alicientes complementarios como la ciudad romana de Tárraco, el emplazamiento greco-romano de Empúries, singularidades como Montserrat o la obra de Dalí, Picasso, Miró… etc. Todo ello hace del turismo un sector clave en Cataluya, en torno al cual se producen debates de gran trascendencia, no siempre, quizás, con el rigor que sería necesario.


Fachada principal del Monasterio de Ripoll

Rutas con historia. Propuestas turísticas

1.- Los misterios de Món Sant Benet, en la comarca del Bages

La historia del Món Sant Benet empieza en la Edad Media., cuando una pareja de nobles decide construir un monasterio para alojar a la comunidad de monjes benedictinos. En la actualidad, el cenobio ha recuperado su esplendor arquitectónico y se organizan interesantísimas visitas guiadas

2.- Ripoll. Un entorno con un incalculable valor histórico

Lo más destacado de Ripoll y su entorno es su patrimonio histórico y cultural. En el siglo XIX, durante la reconquista del territorio, el Conde Guifré el Pelós, fundó el monasterio de Santa Maria de Ripoll y el de  Sant Joan de les Abadesses con el principal objetivo de repoblar la región.

3.- Cami dels Bons Homes. Una ruta por la naturaleza siguiendo los pasos de los cátaros

Realizar el Camí dels Bons Homes permite contemplar la impactante belleza del Parc Natural del Cadí-Moixeró, en el que destaca el Pedraforca, una de las montañas más escaladas de Catalunya, que se caracteriza por su impresionante forma, con sus dos cimas separadas por un gran collado.

4.- El Camí Oliva. Un auténtico museo en medio de la naturaleza.

El Camí Oliba es un sendero de gran recorrido que conecta algunas de las obras más emblemáticas del arte románico catalán. Es arte, cultura y historia en su esencia, en espacios poco alterados a lo largo del tiempo. Es un recorrido por los orígenes de Cataluya, cuando personajes como el obispo y abad Oliba decidieron repoblar y cristianizar estas tierras sembrándolas de iglesias y monasterios.


AVANT GRUP – AUTOCARES Y MICROBUSES EN BARCELONA.

Empresa Autocares Barcelona

Con la expansión general del turismo y la consolidación de Barcelona y Catalunya como destino turístico en el mercado mundial, Avant Grup ha conseguido consolidar su posición como líder de transporte en autocar para este sector.

Avant Grup aporta garantía, seguridad y confianza en el servicio. Dispone de una amplia y moderna flota de vehículos de diferentes capacidades que permiten disfrutar plenamente de todas las tradiciones y fiestas populares y dar respuesta a toda las demanda de movilidad en los desplazamientos y excursiones que estas actividades generan.


Avant